You are here

Masajes

Un masaje ayurvédico (conocido como “Abhyanga”) es muy relajante y te energiza. Se puede auto-administrar diariamente y por lo general toma 10 a 30 minutos. Sus beneficios son innumerables ya que ofrece un descanso al sistema nervioso al brindar una capa de protección a la piel, tonifica los músculos y lubrica las articulaciones.

De acuerdo con la manera en que se masajea, y el tipo de aceite utilizado, se pueden traer beneficios a todos los principios ayurvédicos (o doshas). En general, el masaje hará que su piel se vea reluciente, humectada y saludable. Es Además, si se practica de manera cotidiana, los músculos se pondrán fuertes y se tonificaran, por lo que serán menos propensos a las heridas. En los textos clásicos se dice que este masaje retarda el envejecimiento, mejora la circulación y nutre todos los tejidos del cuerpo.

Además, el masaje y el aceite apropiado apoyan emociones saludables, brindando serenidad y un sentimiento de presencia y relajación. El masaje ayuda con problemas de Vata, especialmente para el estrés, la ansiedad y el miedo. Para esto, debe utilizar movimientos más suaves y lentos. Para Pitta, el masaje diario puede ayudar con emociones como el rencor y la agresividad. Para esto debe enfocarse en movimientos que cubran muchas partes del cuerpo, y hacerlo despacio. Finalmente, puede ayudar a Kapha al aumentar la circulación y remover sentimientos letárgicos y la depresión.

Como escoger el aceite para el masaje

El masaje se debe llevar a cabo con un aceite apropiado para su constitución Ayurvédica. En general, se recomienda un aceite base de ajonjolí para Vata, el de girasol o coco para Pitta, y Cártamo para Kapha. En términos generales, Vata se puede aplicar más aceite, Pitta debe usar una cantidad moderada y Kapha debe limitar la cantidad. Además puede añadir aceites esenciales para dar aromaterapia y permitir que el aceite sea absorbido mejor. Por ejemplo, Vata puede utilizar esencia de Sandálo, Pitta de Rosa, y Kapha de Pachuli.
Es posible utilizar aceites preparados con hierbas ayurvédicas de querer tratar una condición especial, aunque por lo general es más fácil comprarlos preparados.
Si su piel es muy grasosa, quizás no sea necesario utilizar aceite. Puede utilizar como alternativa un poco de harina de garbanzo, lo cual ayudará a remover el exceso de aceite.

Pasos a seguir para un masaje exitoso

No es necesario tener muchos materiales para llevar a cabo el masaje. Debe usar de 1-3 onzas (30ml-90ml) del aceite apropiado para su constitución, el cual debe estar preferiblemente tibio. Recomendamos que tenga a la mano toallas de papel, y una toalla que pueda ensuciarse con aceite. Realice el masaje preferiblemente en la mañana.

Paso 1: Caliente el aceite: esto lo puede hacer poniéndolo en un recipiente bien cerrado y sumergirlo por unos 5 minutos en agua caliente. También puede calentar el aceite directamente en una olla. El aceite no debe estar ni muy caliente ni muy frio, debe estar cómodo al colocarse en la piel.
Paso 2: Aplique el aceite en todo su cuerpo. Tenga cuidado con resbalarse, por lo que puede pararse en la toalla.
Paso 3: Masaje el aceite con ambas manos. Es recomendado que comience en las extremidades y  le de atención a cada parte de su cuerpo. Ponga atención en las articulaciones y en el abdomen, donde debe utilizar un movimiento circular en la dirección de las manecillas del reloj. Un masaje que incluye el cuero cabelludo es particularmente relajante. Tómese su tiempo, por lo menos dese 5 minutos de masaje.
Paso 4: Es recomendado que espere un momento para que el aceite sea absorbido en su cuerpo. Idealmente, puede sentarse con los ojos cerrados por minutos y respirar profundamente.
Paso 5: Tome una ducha con agua caliente. Tenga mucho cuidado con resbalarse, por lo que le sugerimos utilice una alfombra de baño. Es recomendado que no saque todo el aceite con jabón, sino que deje una leve capa según su comodidad.